La enemistad de Telecinco con las Redes Sociales


Bajan revueltas las aguas en Telecinco. Quizás, este es el mejor ejemplo de crisis de reputación online que haya existido en España. Y lo que es peor, una crisis creada directamente por ellos, un auténtico harakiri.

Pasada la crisis por la iniciativa de Pablo Herreros, ejerciendo su libertad de expresión, la situación se había calmado. Es cierto que Mediaset había perdido la batalla, pero parece que no olvida tan fácilmente, y ha tenido la genial idea de aplastar a lo que creen una “mosca cojonera”. Se han olvidado de que él sólo realizó la petición, pero detrás hay miles y miles de firmantes mediante Change.org y una auténtica pesadilla en las redes sociales.

La situación es paradójica, pues Telecinco estaba empezando a hacer las cosas bastante bien en el terreno del Social Media. El ejemplo de ello es la traducción de seguimiento en Twitter en audiencia para su programa La Voz. Además, era la demostración práctica de que un programa totalmente blanco –de los pocos que tiene la cadena- puede ser un éxito en televisión y redes sociales.

Con esto, ha quedado claro que ha habido un error de comunicación interna en Mediaset. El mismo responsable que ha diseñado la estrategia de comunicación online que tanto éxito le ha dado con La Voz y otros programas tendría que haber advertido de las consecuencias que está acción podría traer.

Más aún, el departamento de comunicación digital de Telecinco tendría que haber realizado un examen exhaustivo tras la crisis iniciada en La Noria. No en vano, tendrían que haber recapacitado muy seriamente esta posición, ya que la primera vez ya hubo un amago de denunciar todos los programas relacionados con la telebasuraque hay en la cadena, y que son muchos.

Los anunciantes, en el punto de mira

Con la crisis de reputación online en marcha, era de esperar que se siguiera la estela que tanto éxito cosechó la primera petición. Esta no es otra que atacar la línea de flotación, reflejada en los anunciantes y que son los que sustentan o no un programa.

Como explica muy bien Julio Alonso, fundador de Weblogs SL, en Merodeando, Telecinco ha puesto en la palestra a los anunciantes frente al ciberactivismo. Ahora, el activismo social 2.0 ha vuelto a poner en el punto de mira a los anunciantes, y las consecuencias pueden ser mucho peores.

Parece mentira que un fuego que parecía haberse apagado con el tiempo haya sido reavivado, y con mucha más fuerza, por Telecinco. La nueva petición tiene mucho más fuerza en cantidad de firmantes y su influencia en los demás. El debate sobre los contenidos de Telecinco vuelve a florecer ante la opinión pública cuando antes había pasado de puntillas.

De alguna manera, el éxito de la crisis de reputación online de Telecinco había tenido cierto éxito para la cadena, ya que tendrían que haber sido conscientes de que  los casi 4 millones de euros que reclaman pueden ser un detalle insignificante.

Actualización

Mientras escribía estas líneas, Telecinco decidía retirar la querella contra Pablo Herreros. Sin lugar a dudas, la decisión más razonable.

Mi perfil de Google Plus

Anuncios

, ,

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: